EL MINISTERIO DE SALUD PIDE RECONSIDERAR

El director del Programa Nacional de Control de Tabaco del ministerio de Salud, Mario Virgolini, dijo que la ratificación delConvenio “está frenada” por una “interpretación errónea” y pidió su aprobación, porque “impedirá miles de muertes y enfermos por tabaquismo”.

El ministerio de Salud advirtió hoy que la ratificación del Convenio Marco para el Control del Tabaco, que se encuentra a consideración del Congreso de la Nación desde 2004, “está frenada” por una “interpretación errónea” y pidió su aprobación, porque “impedirá miles de muertes y enfermos por tabaquismo”.
El director del Programa Nacional de Control de Tabaco del ministerio de Salud, Mario Virgolini, dijo en declaraciones a DyN que la ratificación del convenio “está frenada por presiones de la industria tabacalera, que elude las políticas de control del tabaco”.
“Los productores de tabaco, a su vez, entendieron que esto puede afectar la producción y eso es una mala interpretación del convenio”, expresó el funcionario tras la exposición que ofreció en la audiencia pública organizada por la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado para analizar el convenio.
Virgolini sostuvo que “el convenio no tiene nada que ver con los subsidios que reciben los productores, que es lo que les preocupa a los tabacaleros” y dijo que, por el contrario, “estimula el aumento impositivo del tabaco. Y el subsidio que tiene la industria, es por el impuesto”.
El Convenio Marco para el Control del Tabaco está a consideración del Congreso de la Nación desde 2004 y busca prevenir la enfermedad, que causa en Argentina la muerte de 40 mil personas por año.
El acuerdo, que constituye el primer tratado mundial de salud pública, fue firmado por Argentina el 25 de Septiembre de 2003 e impulsa la implementación de acciones para evitar el tabaquismo, que ocasiona gastos por $6.900 millones de pesos en el país.
El convenio exige a los gobiernos la implementación de medidas efectivas para proteger a los no fumadores del humo de tabaco en lugares públicos cerrados, ámbitos laborales y transporte público.
Argentina y Estados Unidos son dos de los cuatro países que tienen pendiente la aprobación del acuerdo.
Virgolini afirmó que “por una interpretación errónea del convenio estamos frenando un instrumento legal que permitiría impedir miles de muertes y enfermos por tabaquismo en Argentina”.
“El tabaquismo es la primera causa de muerte evitable en el país”, expresó el funcionario y dijo que en Argentina hay 8 millones de fumadores adultos.
“Según estudios internacionales, el 50 por ciento de ellos morirá a causa del tabaco, unas 4 millones de personas”, afirmó el funcionario.
La comisión de Relaciones Exteriores del Senado escuchó el jueves pasado la posición de la industria y productores tabacaleros sobre el acuerdo y tiene previsto realizar un plenario junto a la comisión de Salud para considerar el texto.
“Necesitamos aprobar antes del 17 agosto el convenio porque en noviembre empieza la conferencia de las partes en Urugay y si no lo aprobamos, no podremos estar presentes”, dijo Virgolini.
“Estarán presentes 168 países del mundo y nosotros no podremos ir si no ratificamos”, expresó.
La audiencia pública de la comisión, que estuvo presidida por el senador Daniel Filmus, se hizo en el auditorio del quinto piso del edificio anexo del Senado y participaron sociedades científicas y organizaciones no gubernamentales.
La Organización Mundial de la Salud reportó que el tabaquismo es la principal causa evitable de cáncer en el mundo, donde de no mediar una intervención morirán 84 millones de personas de cáncer “entre 2005 y 2015”.

El ministerio de Salud advirtió hoy que la ratificación del Convenio Marco para el Control del Tabaco, que se encuentra a consideración del Congreso de la Nación desde 2004, “está frenada” por una “interpretación errónea” y pidió su aprobación, porque “impedirá miles de muertes y enfermos por tabaquismo”.   El director del Programa Nacional de Control de Tabaco del ministerio de Salud, Mario Virgolini, dijo en declaraciones a DyN que la ratificación del convenio “está frenada por presiones de la industria tabacalera, que elude las políticas de control del tabaco”.   “Los productores de tabaco, a su vez, entendieron que esto puede afectar la producción y eso es una mala interpretación del convenio”, expresó el funcionario tras la exposición que ofreció en la audiencia pública organizada por la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado para analizar el convenio.   Virgolini sostuvo que “el convenio no tiene nada que ver con los subsidios que reciben los productores, que es lo que les preocupa a los tabacaleros” y dijo que, por el contrario, “estimula el aumento impositivo del tabaco. Y el subsidio que tiene la industria, es por el impuesto”.   El Convenio Marco para el Control del Tabaco está a consideración del Congreso de la Nación desde 2004 y busca prevenir la enfermedad, que causa en Argentina la muerte de 40 mil personas por año.   El acuerdo, que constituye el primer tratado mundial de salud pública, fue firmado por Argentina el 25 de Septiembre de 2003 e impulsa la implementación de acciones para evitar el tabaquismo, que ocasiona gastos por $6.900 millones de pesos en el país.    El convenio exige a los gobiernos la implementación de medidas efectivas para proteger a los no fumadores del humo de tabaco en lugares públicos cerrados, ámbitos laborales y transporte público.   Argentina y Estados Unidos son dos de los cuatro países que tienen pendiente la aprobación del acuerdo.   Virgolini afirmó que “por una interpretación errónea del convenio estamos frenando un instrumento legal que permitiría impedir miles de muertes y enfermos por tabaquismo en Argentina”.   “El tabaquismo es la primera causa de muerte evitable en el país”, expresó el funcionario y dijo que en Argentina hay 8 millones de fumadores adultos.   “Según estudios internacionales, el 50 por ciento de ellos morirá a causa del tabaco, unas 4 millones de personas”, afirmó el funcionario.   La comisión de Relaciones Exteriores del Senado escuchó el jueves pasado la posición de la industria y productores tabacaleros sobre el acuerdo y tiene previsto realizar un plenario junto a la comisión de Salud para considerar el texto.   “Necesitamos aprobar antes del 17 agosto el convenio porque en noviembre empieza la conferencia de las partes en Urugay y si no lo aprobamos, no podremos estar presentes”, dijo Virgolini.   “Estarán presentes 168 países del mundo y nosotros no podremos ir si no ratificamos”, expresó.   La audiencia pública de la comisión, que estuvo presidida por el senador Daniel Filmus, se hizo en el auditorio del quinto piso del edificio anexo del Senado y participaron sociedades científicas y organizaciones no gubernamentales.   La Organización Mundial de la Salud reportó que el tabaquismo es la principal causa evitable de cáncer en el mundo, donde de no mediar una intervención morirán 84 millones de personas de cáncer “entre 2005 y 2015”.

FUENTE: 2010-04-29 El diario Primera Edición de Misiones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: